Información Tuerca
Volver miércoles 19 de diciembre de 2018  

Información Tuerca



Encuesta
sin encuestas
Votar    Ver Resultados

Promotoras del Mes

 
 
 

 
21/11/2017 - Campeonato Rally Raid - RALLY RAID - Noticias
Dakar 2018: Se viene la armada de los Mini

El equipo alemán presentará siete autos en el próximo Dakar, uno de ellos para el argentino Orly Terranova. Tres de esos vehículos son buggys. Con el objetivo de desbancar a Peugeot, que reinó en el Dakar en las últimas dos ediciones, el equipo oficial MINI alistará siete unidades en la próxima edición de la extenuante competencia. Una será para el argentino Orly Terranova.

El mendocino conducirá un MINI John Cooper Works Rally, una nueva evolución del auto 4x4 que dominó en la prueba entre 2012 y 2015. Junto al cuyano estarán español Nani Roma, el polaco Jakub Przygonski y el chileno Boris Garafulic.

Pero la gran novedad del team de Sven Quandt es que también alistará tres buggy con dos ruedas motrices, como para tener otra opción que saque ventaja del reglamento técnico que estará en vigor. Estos autos tendrán como pilotos al finlandés Mikko Hirvonen, el estadounidense Bryce Menzies y el saudí Yazeed-Al Rajhi.


Los nuevos Minis

Mini presenta su buggy que llevarán Hirvonen, Menzies y Al-Rajhi en la partida del Dakar en Perú en enero próximo. Nani Roma, con un 4x4. "Lo bueno es tener estas dos opciones”, se indico.

El cambio normativo de la FIA, trata de igualar el rendimiento entre los 4x4 y los buggy después de que Peugeot copara el podio del pasado Dakar.

Mini buggy y 4x4 para combatir a Peugeot y Toyota. El primero lo pilotarán Hirvonen, Menzies y Al Rajhi. Y el segundo es para Terranova, Przygonski, Garafulic y Nani Roma.

Se esperaba, pero no por ello dejó de ser una sorpresa el buggy de dos ruedas motrices que Mini destapó en París y ante sus pilotos junto a su proyecto base para 2018, el ‘viejo’ 4x4.

“Ningún equipo ha competido antes con dos conceptos diferentes de coche a la vez, pero si queremos ganar en el futuro debemos intentar algo nuevo”, dijo Sven Quandt, el jefe del equipo X-Raid.

El equipo Mini X-Raid presentó en París su extenso equipo para el Dakar 2018. En realidad, son dos escuadras en una. El nuevo modelo de dos ruedas motrices lo pilotarán Mikko Hirvonen, Bryce Menzies y Yazeed al Rajhi.

Por un lado estarán los que llevarán un 4x4 convencional, una evolución del que ya portaron en la pasada edición del mítico raid y, por el otro, irán los pilotos que estrenarán el buggy con el que el conjunto teutón quiere profundizar en próximos años.

El 4x4 lo guiarán Nani Roma, Orlando Terranova, Kuba Przygonski y Boris Garafulic. Los germanos han logrado reducir hasta 120 kilos su peso respecto a su predecesor y confían en optar a todo con él. El catalán pudo elegir y se quedó con este coche. "Lo bueno es tener estas dos opciones. Es uno de los motivos por los que regresé a Mini. Por el momento, el buggy no está suficientemente desarrollado", comentó.

En el buggy han trabajado 40 personas de cinco nacionalidades diferentes y de seis compañías distintas en los últimos siete meses y medio en un proyecto contra el reloj que Mini espera que les dé un plus frente a Toyota y Peugeot: "Donde no vaya bien uno, irá bien el otro". Los primeros test comenzaron en septiembre y los pilotos eligieron cuál de los dos conceptos pilotar. X-Raid trabaja contra el tiempo para tener listas las otras dos unidades del buggy, que volarán a Lima en las próximas semanas tras dos días de test en Marruecos y un shakedown en Hungría.

El buggy de Mini vs. el 4x4. Las diferencias principales entre los dos vehículos que Mini llevará al raid sudamericano en el regreso de Perú a la competición, más allá de las aerodinámicas totalmente diversas, son la anchura (2,2 metros el buggy vs.1,99), el peso (1.700 kg vs 1.850), la distancia entre ejes (3,10 metros vs. 2,9) y la capacidad de combustible (325 litros vs. 385).

El motor es exactamente el mismo TwinPower Turbo seis cilindros diésel de BMW, pero el 4x4 cuenta con dos turbos (uno refrigerado por aire y otro por agua) y el buggy tiene dos unidades refrigeradas por agua, además de una mayor variedad de sensores y electrónica.

La caja de cambios y el diferencial del buggy han sido desarrollados desde cero por Xtrac y cuentan con un cambio secuencial de seis velocidades con embrague en la parte trasera, lo que permite una rápida sustitución del embrague y la caja de cambios; mientras que el 4x4 conserva la caja de cambios y la transmisión de Sadev.


fuente: CorsaOnLine/Daniel G. Lifona
 
[ Diario Rally| Todos los derechos registrados ]